03 junio 2009

Resúmen del agonico Saló del Comic 2009

Llego esta mañana al trabajo y todo el mundo asumía que todo me había ido de coña en el salón y bromeaban con el dinero que habría sacado... y uno no puede dejar de preguntarse... ¿De que coño hablan? ¿Pero que gilipolleces han dicho por la tele estos días? Porque este salón del cómic ha sido un infierno para los expositores...

Y mira que no pensaba ir al salón este año, pero el cambio de fechas pintaba bien, colegios acabados y al pasar el jueves al lunes festivo uno esquivaba el día tradicionalmente malo del salón y preveía un par de días de buenas ventas.

Así que durante los últimos meses hemos ido acumulando material, buen material, comics antiguos, colecciones completas, manga superventas... una inversión progresiva que se iba acumulando en cajas en mi piso esperando los cuatro días su liberación...

El jueves montamos durante todo el día. Pero tras horas de preparación quedó un stand bien chulo y nos fuimos a dormir satisfechos y con los nervios del antes de un salón.

Viernes, abren las puertas y la cosa esta algo parada. Pocas ventas y menos gente. Asumimos que la gente se ira diluyendo durante el resto de días. Llevo siete cubetas de grapa y solo vendo 30 euros de las mismas.... miedo me dan las paradas que llevan una isla entera de grapas.

Sábado... MUERTO hasta las 12 de la mañana. Nos atrevimos a pedir algo de novedad pese a la putada del 5% de Planeta. Batman en Barcelona se vendía como rosquillas hasta que sobre las 12 planeta informó que no quedaban (fuentes maledicentes dicen que cuando planeta cerró el grifo aún tenían algunos palets en su stand... pero claro... ellos no harían eso...)
Al final el día tuvo ventas decentes... pero vamos, como las de un viernes "de salón"... algo falla y la gente empieza a acojonarse y a agobiarse. Empieza la bajada de precios en el merchan ya que un par de distribuidoras estaban liquidando cosas al mismo precio que se le servía a las tiendas. Cabreo...

Domingo... ¡desastre! Nadie por la mañana. Quito las cubetas de grapa y empiezo a colocar los tomos de forma más visible para vender algo más. Nada. Ventas con cuentagotas. Poca gente pasando y poco interés por parte de la gente... Comentario generalizado por parte de todas las tiendas... ¿Que coño pasa?... Desgana. El salón ha perdido "su alma" y la gente que estamos allí parecemos zombies tras tres días...

Lunes... muchas tiendas ya van a perdidas. Nosotros, si conseguiamos llegar a una cantidad similar a los otros días, aún podíamos recuperar la inversión y quedar a cero... Vuelve a estar desierto por la mañana... cunde el CAOS... el panorama del salón era
OFERTA OFERTA OFERTA SALDO SALDO DESCUENTO 3x2 OFERTA
pero no, el problema no era el precio de las cosas. Simplemente... la gente no quería comprar NADA...
Lunes a las 5 de la tarde, faltan tres horas de salón.. ¡Unas cuantas tiendas empiezan a recoger! Nosotros aguantamos el tipo arañando los últimos euros...

Mentalmente machacados, tras cuatro días de mierda, volvemos a casa con una sensación de completa derrota y empaquetamos todo con el piloto automático... Creo que más de la mitad de los que estabamos allí no ira el año que viene. Yo desde luego, ¡Porque creo que habría ganado más yendo simplemente el domingo al mercat!


PD. Y que la policía pique a mi casa a las 12:30 de la noche tras estos cuatro días porque una vecina les llamó porque "subiamos muchas cajas" ya fue la puntilla. Pero eso es otra historia que merece la pena ser contada en otra ocasión...

10 comentarios:

  1. fue bochornoso ver en la tele noticias del tipo "salon exitoso" O_O

    ResponderEliminar
  2. jesus,vaya panorama O_O y la vecina encima...

    ResponderEliminar
  3. Si la verdad , un Salón flojo flojo...y asisto desde hace muuuuuuuuuuchos años.

    Poca gente y poca gracia...pero bueno , dos de las cosas más caras que compré en el Salón las compré en tu tienda Raúl , aunque me atendió una chica morena.

    Saludos !!!!

    ResponderEliminar
  4. Anónimo11:58 a. m.

    Totalmente de acuerdo con tus comentarios. Llevo muchos años visitando el salón y,aunque desde hace tiempo no es lo que era (al menos yo lo percibo así,nunca falto,por si acaso suena la flauta y mejora la cosa. El año pasado ya pensé que era decepcionante y que no tenía sentido volver,y aún así éste acudí en cuanto el trabajo me lo permitió. Y... ¿Qué puedo decir? Pasé poco más de un cuarto de hora dando vueltas por un espacio absolutamente desangelado y me cansé. Ya desde el principio me asombró comprobar que,donde otros años hubieron colas kilométricas para comprar la entrada,no hubiesen más de dos personas,y dentro me dio la impresión de encontrar muchos menos stands que otros años y todos con el mismo material.Ha sido una experiencia lamentable. Como tú dices,es más interesante y enriquecedor visitar el mercat de Sant Antoni un domingo. A estas alturas ya tengo claro que el año que viene será el 1º que faltaré a la cita,y no por motivos laborales sino por pura y simple desgana. No entiendo como un acontecimiento que esperábamos con tanta ilusión los lectores se ha convertido en algo tan anodino. Tal vez me paso,pero salí de allí pensando que mejor hubiese hecho quedándome en la cama. Lo único bueno (para mí) fue el poder ver a jim Lee. Pero bueno,confiemos en que la cosa mejorará y algún día lo organicen de modo que puedan atraer más público y más stands.

    Resultado de mi visita: Un autógrafo,tres o cuatro cómics más viejos que yo,dos horas y pico de bus y ningún aliciente para repetir el proximo año.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo3:06 p. m.

    Jackpot.
    Es triste, pero Jackpot.

    ResponderEliminar
  6. Lo de las cajas parece que tambien le paso a Raimon Fonseca.

    ResponderEliminar
  7. Anónimo3:41 p. m.

    Por favor explica lo de la vecina!

    ResponderEliminar
  8. Cenedra1:39 p. m.

    Sí que fue un completo desastre el salón... pero bueno, así aprendemos para la próxima, jeje...
    Lo de la vecina no lo cuentes a no ser que quieras que este blog se convierta en una telenovela xDDD

    ResponderEliminar
  9. Pues vaya putada, porque a saber lo que os cobran por poner el stand.

    Ansioso estoy por leer lo de la vecina y la explicaciopn que le diste a la poli.

    ResponderEliminar
  10. Pues yo me gasté más que nunca e hice cola para que me firmara Ibañez. De hecho le dediqué más tiempo que nunca, 1 día entero, que normalmente unas horas. Comí allí y todo y pagando que había mucha gente con taper.

    Insisto, en tiempos de crisis los cómics son caros, en ebay hay muy buenas ofertas y el fnac te hace un 5% más puntos. Difícil competir contra eso.

    Por no hablar de los 6 leuros de la entrada, yo normalmente me cuelo gracias a un colega, pero esta vez no pudo ser.

    Por mi culpa no será.

    ResponderEliminar